5 de agosto de 2013

4 trucos para elegir el color de tu base de maquillaje


A menudo una tarea tan sencilla como encontrar una base de maquillaje que se adapte a tu tono de piel exacto puede convertirse en una pesadilla. 
Hoy vamos a daros 4 sencillos trucos para que no sea tan complicado. 
1- Pruébate la base de maquillaje en la piel del cuello. 
Es la única zona donde podrás comprobar realmente si es tu color o no. Olvídate de probarlo en la muñecas que generalmente no tienen nada que ver con el tono de nuestro rostro. 
2- Aplica bastante cantidad.
Es necesario que te apliques una cantidad generosa para ver realmente el color. Si te aplicas poca cantidad el color de la base se fundirá con tu piel al extenderla y no sabrás realmente si es tu color exacto o no.
3- Espera unos minutos para ver como actúan los pigmentos.
Las bases de maquillaje pueden subir uno o dos tonos al oxidarse. Te aconsejo que esperes unos minutos antes de decidirte por uno u otro tono. 
4- Mira el color con luz natural.
La luz de los centros comerciales, perfumerias o tiendas pueden variar el color de la base de maquillaje. Literalmente, sal a la calle y observa como te quedará con luz solar.
Y ahora es momento que pongas en práctica la teoria. Aplica estos trucos infalibles en la búsqueda del maquillaje de tus sueños ;)

10 comentarios:

  1. Muy buenos consejos.

    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Pues no había pensado nunca esa opción, siempre te ponen un poquito en la mano y, hala, a elegir. Gracias por el consejo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. pues ya sabes, si hace falta se va una sin comprar ea! ni que los precios de las bases fueran tan bajos como para andar comprando sin ton ni son. Pruébala antes de comprar e, incluso, en algunos sitios puedes pedir que te den una muestra. Te la llevas a tu casa y te la pruebas un dia. Así también ves la duración, si te salen brillos, etc. Una base se comporta de forma muy distinta cuando llevas media hora con ella en la piel que acabada de poner :)

      Eliminar
  3. me parece genial el consejo gracais por compartirlo guapa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias a ti por pasarte a verlo ;)

      Eliminar
  4. Es verdad que la luz de la tienda engaña mucho. Me pasó con una base que creí que me quedaba bien y la compré (bastante cara, por cierto)antes de comprobar a la luz natural que no era el tono ideal.

    Penélope, ¿me mandas una captura para comprobar que me sigues en FB? no te veo. Gracias :)
    http://muchoestiloypocodinero.blogspot.com.es/2013/07/estoy-de-sorteo.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi también me ha pasado, por eso lo digo. Nada como la luz natural y ademas esperar a que asiente porque la base ni siquiera se ve igual cuando te la pones que media hora después. La verdad es que es complicado, si :)

      Eliminar
  5. Estupendos consejos.Llevas razón. A mi me dijeron que también podía probarse en la mano, para comprobar el tono real. Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En la mano no! La mano no tiene el mismo tono del rostro ni de lejos. Las manos tienen hasta una piel diferente. Yo pruebo las bases como os dije en el cuello, porque se supone que es el color del que queremos que nos quede el rostro :)

      Eliminar

Gracias por dejar tu comentario! :)